viernes, 2 de junio de 2006

Los pequeños detalles

El alumno, según él mismo, había terminado el cuadro.
Llamó a su maestro para que lo evaluara. El maestro se acercó y observó la obra con detenimiento y concentración durante un rato. Entonces, le pidió al alumno la paleta y los pinceles. Con gran destreza dio unos cuantos trazos aquí y allá. Cuando el maestro le devolvió las pinturas al alumno el cuadro había cambiado notablemente.
El alumno quedó asombrado; ante sus propios ojos, la obra había pasado de mediocre a sublime. Casi con reverencia le dijo entonces al maestro:

-“¿Cómo es posible que con solo unos cuantos toques, simples detalles, haya cambiado tanto el cuadro?”.

-“Es que en esos pequeños detalles está el arte”. --Contestó el maestro--.

Si miramos despacio y atentamente, nos daremos cuenta de que todo en la vida son detalles.
Los grandes acontecimientos nos deslumbran tanto que a veces nos impiden ver esos pequeños milagros que nos rodean cada día. Un ave que canta, una flor que se abre, el beso de un hijo o un nieto en nuestra mejilla, la sonrisa del amigo o del desconocido... son ejemplos de pequeños detalles que, al sumarse, pueden hacer diferente nuestra existencia.

Todas las relaciones -familia, matrimonio, noviazgo o amistad- se basan en detalles. Nadie espera que remontes el Océano Atlántico por él, pero sí que le hables o le llames para felicitarle el día de su cumpleaños. Nadie te pedirá que escales el Monte Everest para probar tu amistad, pero sí que le visites durante unos minutos, cuando sabes que está enfermo.

Hay quienes se pasan el tiempo esperando una oportunidad para demostrar de forma heroica su amor por alguien. Lo chocante y triste es que, mientras esperan esa gran ocasión, dejan pasar muchas otras, sencillas pero significativas. Se puede pasar la vida sin que la otra persona necesitara jamás que le donaras un riñón, aunque se quedó esperando que le devolvieras la llamada telefónica.

No hay comentarios:

Traductor al inglés

Translation for 140 languages by ALS
English  

Deja tu mensaje